martes, 11 de noviembre de 2008

Adictos a la lujuria

La adicción a internet ha sido incluida entre los desórdenes clínicos, como alcoholismo o ludopatía, en un informe elaborado por varios expertos del Hospital General Militar Chino, con sede en Pekín.
Razonable en extremo, oigan. De hecho esta mañana, cuando conducía mi ordenador hacia el bingo -donde pretendía fundirme las economías familiares- bajo los efectos de una sobredosis de blogger, he atropellado a un grupo de peatones que esperaban un bus asíncrono en un bit de parada.

Controla: si navegas, no conduzcas.

Santa Claus, tras haber perdido trabajo y familia por su nefanda adicción al Facebook.

9 comentarios:

Sota dijo...

El título es un homenaje a los Parálisis Permanentes?

Dime que sí, vaaaa...

(coñas aparte, una ADICCIÓN a internet, o a cualquier otra cosa, es un desorden clínico, y eso es una perogrullada. El problema es QUÉ se defina como "adicción" a internet)

Fet dijo...

Obviamente.
Todo es un desorden clínico, vale. Desde la práctica habitual de deportes hasta el veganismo. De ahí a poner la adicción a internet en la misma estantería alcoholismo o ludopatía, con los efectos directos que pueden tener sobre terceras personas, me parece que va un trecho.
Me explico: un tío perfectamente cabal que se empitroca a menudo y coge su coche (ya no sería tan cabal, lo sé), puede matar. Un ludópata que en el resto de sus aspectos psicológicos es normal puede fundirse la pasta de la hipoteca en tragaperras. Una persona cabal enganchada a internet puede acabar con cefaleas. Vale, y arruinándose pagando porno; pero para eso hace falta ser tonto con la de webs gratuitas que hay.

Fet dijo...

¿Has hecho el test?
♫Mentes depravadas, adictos a la lujuria♫

Jota dijo...

Jou Jou Jouuuuu...

Capitan Tormentas dijo...

Tuviste que soplar Tito? juas, juas, juas

Premaswarupa dijo...

jajajajajajajaja
vamos tan enfermitos estamos querido? XDDDDD

Besos guapo, desde este lado de la orilla.

Small Blue Thing dijo...

Y a mí que de Parálisis no me quedó na... Ahora con mi cuñado que tiene los discos me acuerdo más.

A lo que iba yo: no jodais que yo me quiero trabajar esa movida con la psiquiatra. No por Internet, sino por la posibilidad de la procastinación como "protección" frente a la vida real, hacer la casa por ejemplo; y sobre todo frente a ponerme a escribir que es mu cansao y mu de riesgo.

Alabastro dijo...

Me estoy quitando.

Alabastro dijo...

42% de chinos adictos.

Juer! el día que salgan a la calle!